25 mayo, 2022

9 Maneras Correctas de Obtener una Respuesta de Dios

Foto de geralt

Cuando oramos por algo, esperamos recibir una respuesta de Dios. Sin embargo, como no podemos escucharlo hablar audiblemente, podríamos perderlo si no estamos atentos. Por lo tanto, si queremos obtener una respuesta del Señor, debemos asegurarnos de que estamos listos para recibir la respuesta que esperamos.

Si no conoce las formas adecuadas para recibir la respuesta de Dios, puede seguir estos pasos:

1. Busque confirmación a través de la Biblia.

Lo primero que debe hacer para obtener una respuesta a su oración es buscarla en la Palabra de Dios. La Biblia contiene instrucciones y pepitas de sabiduría que aún son aplicables a las situaciones cotidianas que enfrentan las personas. Si puede encontrar la respuesta en la Biblia, entonces ya no tiene que esperar confirmaciones sobrenaturales.

Por supuesto, si está buscando una respuesta a través de las Escrituras, necesita la guía del Espíritu Santo. Por esta razón, debe orar fervientemente antes de abrir su Biblia. Luego, pídale al Espíritu Santo que lo guíe al pasaje correcto relacionado con su preocupación.

Por favor ayuda a nuestro canal de YouTube si te gusta nuestro video. ¡Crezcamos juntos!

2. Asegúrese de que lo que está pidiendo sea la voluntad de Dios.

Si espera un “sí” como respuesta, procure que su oración sea conforme a la voluntad de Dios. 1 Juan 5:14 dice: “Y esta es la confianza que tenemos en él, que si pedimos alguna cosa conforme a su voluntad, él nos oye”.

¿Cómo sabrás si lo que estás pidiendo es la voluntad de Dios? Tendrás que volver a la Biblia. Primero, busque la Escritura que se relacione con su problema. Luego, estúdialo detenidamente para saber si lo que quieres está de acuerdo con él o no.

3. Ora por sabiduría.

Para entender la respuesta de Dios a tu oración, necesitas Su sabiduría para abrir tu mente. A veces, no obtendrías la respuesta exacta que deseas a tu oración. A menos que tenga la sabiduría de Dios, podría desanimarlo de confiar nuevamente en el Señor. Sin embargo, si eres espiritualmente maduro, entenderás que Dios tiene un mejor plan y solo necesitas tener fe.

Por lo tanto, pídele a Dios sabiduría para recibir cualquier respuesta que sea de todo corazón. Santiago 1:5 dice: “Si a alguno de vosotros le falta sabiduría, pídala a Dios, que da a todos con generosidad y sin reproche, y se la dará”.

Foto por Jills

4. Consultar con personas espiritualmente maduras.

Otra forma de confirmar la respuesta de Dios a su oración es consultar a personas espiritualmente maduras y bien informadas. Por ejemplo, puede consultar a su pastor, líder de ministerio o líder de estudio bíblico acerca de su oración. Con sabiduría bíblica, pueden guiarlo en la búsqueda y comprensión de la voluntad de Dios en su situación.

Una cosa buena de estar rodeado de creyentes maduros es que tienes personas que pueden ayudarte a cumplir la voluntad de Dios. Te ayudan a estudiar la Biblia y determinar lo que agrada a Dios y lo que no. Con ellos, es más probable que presente deseos y oraciones de acuerdo con la voluntad del Señor. Además, también pueden orar contigo.

5. Prepara tu corazón para recibir Su respuesta.

Si está esperando que Dios responda su oración, debe asegurarse de que su corazón esté listo para recibir Su respuesta. Si está demasiado preocupado por otras cosas, es posible que no se dé cuenta de que el Señor ya ha respondido su oración.

Entonces, ¿cómo debes preparar tu corazón? Primero, procure que sea puro ante el Señor. Luego, deshágase de los pecados que hacen que su corazón sea insensible a la Palabra de Dios. Además, debe comprender que la respuesta del Señor puede ser diferente de lo que espera. Es posible recibir un «no», y debe estar preparado para ello. Después de todo, Él sigue siendo soberano, y los humanos no tienen derecho a exigirle.

6. Busca en tu corazón cualquier cosa que te impida escuchar a Dios.

En relación con el núm. 5, es necesario purificar tu corazón para que puedas escuchar a Dios más claramente. Por lo tanto, si crees que Dios ha estado en silencio contigo durante mucho tiempo, necesitas evaluarte a ti mismo. ¿Hay algún pecado del que tengas que confesarte y arrepentirte?

Si no está seguro, debe pedirle a Dios que le revele cualquier pecado que desconozca. Incluso el rey David le pidió al Señor que lo ayudara a reconocer su transgresión. Dice en el Salmo 139: 23-24, “Examíname, oh Dios, y conoce mi corazón; ponme a prueba y conoce mis pensamientos ansiosos. Mira si hay en mí algún camino ofensivo, y guíame por el camino eterno”.

7. No insistas en lo que quieres.

¿Qué pasa si la respuesta de Dios es un “no”? ¿Estás dispuesto a aceptarlo, o vas a rebelarte contra Él? Si no quiere aceptar un “no” por respuesta, entonces tal vez sea la razón por la cual Dios no le revela Su voluntad. Él es consciente de que tu corazón no está preparado para recibir Su respuesta.

Por favor, comprenda que Dios no es su genio. Él no existe para hacer realidad tus deseos. Por otro lado, existimos para cumplir Sus propósitos. Por eso, debes confiar en Su voluntad en todo, incluso si es contraria a tu deseo original. Sin embargo, si alineas tus decisiones con Sus instrucciones, descubrirás que Él tiene los mejores planes todo el tiempo.

8. Ve por la oración y el ayuno.

Si está realmente ansioso por conocer la respuesta de Dios a su oración, también puede orar y ayunar. Puedes decidir saltarte una comida o dos al día y dedicar esos momentos a la oración. Si por razones de salud no puede ayunar con alimentos, hay otras formas de ayunar. Puede ayunar en las redes sociales u otras cosas que suelen ser parte de su rutina diaria.

Sin embargo, solo para dejar las cosas claras. El ayuno no se hace para sobornar u obligar a Dios a que te dé lo que quieres. Se hace para dar más tiempo a la oración y hacer que tu espíritu sea más fuerte que tu cuerpo. Haces esto para que puedas ser más sensible a la voluntad de Dios.

9. Espere pacientemente el horario de Dios.

Sea paciente cuando espere la respuesta de Dios. Por favor sepa que Su horario es diferente al suyo. Él te responderá a su debido tiempo según Su voluntad, no según la tuya. No acuse a Dios de retrasarse o de no preocuparse. En cambio, usa la temporada de espera para fortalecer tu fe en Él.

Mientras espera que su oración sea respondida, resuelva sus relaciones con el Señor. Busque más de Su presencia, compañerismo con otros creyentes y estudie la Biblia con hambre. Además, dedica más tiempo a la oración y esfuérzate por vivir una vida intachable para glorificarlo.

Foto de geralt

Quédate quieto ante el Señor

Tenga la seguridad de que Dios escucha sus oraciones y se complace cuando le entrega sus problemas. Puede que no te responda enseguida pero ten fe que no te ha olvidado. Puede que no lo veas, pero Él está trabajando detrás de escena para darte la respuesta que necesitas. Quédese quieto y confíe en que Dios tiene el control. Él no te fallará. Solo tienes que esperar.

Cursos en línea recomendados para usted:

Libros recomendados para ti:

* Como Asociado de Amazon, gano con las compras que califican.

LEA TAMBIÉN:

8 señales dramáticas de que Dios te está transformando

Joan es una bloguera independiente a la que le encanta escribir sobre desarrollo personal. También le encanta aprender y enseñar idiomas. Graduada en Artes de la Comunicación, ahora cursa una maestría en Enseñanza de Idiomas. Le gusta la fotografía móvil, escribir poemas y leer por placer.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.