11 julio, 2024

16 señales de que Dios te está preparando para una relación

Foto por mskathrynne

¿Has estado esperando a que llegue la persona adecuada? ¿Estás orando para que Dios te guíe a una relación saludable que terminará en matrimonio?

El deseo en tu corazón de tener un cónyuge podría ser de Dios. Por lo tanto, si es Su voluntad que te cases, espera que Él te prepare para esa temporada. La pregunta es, ¿cómo sabrás si Él ya te está preparando para conocer a tu futura pareja?

Aquí hay algunas señales de que Dios te está preparando para estar en una relación piadosa.

1. Tu fe y relación con Dios han sido establecidas.

Una de las relaciones significativas que tienes que establecer es la que tienes con Dios. A medida que cultivas tu relación con Él, tu fe y confianza te llevan al conocimiento espiritual, al amor, a la paz y a la fortaleza. Estas características deben desarrollarse en ti, ya que son los mismos rasgos que Dios quiere que emules una vez que estés en una relación.

2. Has aprendido a poner a Dios como tu principal prioridad.

Dios es un Dios celoso, como dice el versículo bíblico Éxodo 34:14. Por lo tanto, sabrás que Él te está preparando para la relación correcta si te ha hecho comprender que el propósito de tu existencia es vivir para Él. De esta manera, desearías honrar al Señor en cada área de tu vida, incluidas tus relaciones.

No adoréis a ningún otro dios, porque el SEÑOR, cuyo nombre es Celoso, es un Dios celoso. (Éxodo 34:14, NVI)

3. Te has vuelto más orante, especialmente en esta área.

Orar por la persona adecuada significa reconocer que necesitas sabiduría y guía de Dios para elegir una pareja. Es entregarle tu corazón a Él, sabiendo que entrar en una relación puede sacar lo mejor de ti o romperte en pedazos. Sin sabiduría, podrías terminar en una mala relación que solo te causaría dolor, por lo que lo mejor es pedirle a Dios discernimiento desde el principio.

4. Ahora disfruta de la relación con su familia.

Otra señal de que Dios podría estar preparándote para un nuevo tipo de relación es tu mejor relación con tu familia. Si solías tener conflictos con tus padres o hermanos, o si vivieron separados y crecieron odiándolos, es mejor resolver primero tu relación con ellos antes de dar la bienvenida a una nueva persona a tu vida.

5. Te has vuelto más maduro emocionalmente.

Es normal que los adolescentes sean dramáticos y demasiado sensibles. Sin embargo, al crecer, una persona debe aprender a controlar sus emociones. Si últimamente te diste cuenta de que te has vuelto más maduro emocionalmente, podría ser una señal de que te estás preparando para conocer a tu futura pareja. La madurez emocional implica no permitir que los sentimientos nublen la toma de decisiones y el juicio de las situaciones.

6. Ya te has curado de un quebrantamiento pasado.

Una señal más de que estás listo para comprometerte con una relación es cuando te has alejado por completo de los dolores de cabeza del pasado. Sin la sanación total y el perdón de las personas que te han roto el corazón, sería difícil confiar y amar a alguien nuevo de todo corazón.

7. Eres económicamente independiente.

Si Dios quiere que estés en una relación, significa que Él quiere que te cases. Prácticamente, la estabilidad financiera es una de las necesidades en el matrimonio. Por lo tanto, antes de iniciar una relación, es el deseo de Dios que usted y su pareja estén económicamente preparados.

8. Ya no te enamoras fácilmente de las apariencias.

Así como Dios no juzga en base a la apariencia exterior (1 Samuel 16:7), Él también quiere que elijas a alguien que no se base en la apariencia. Si ya llegaste a la etapa en que valoras más el carácter de una persona que sus atributos físicos, estás listo para encontrar el amor verdadero.

Pero el SEÑOR le dijo a Samuel: “No juzgues por su apariencia ni por su altura, porque lo he rechazado. El SEÑOR no ve las cosas como tú las ves. La gente juzga por la apariencia exterior, pero el Señor mira el corazón”. (1 Samuel 16:7, NTV)

Foto por bobschwenkler

9. Has zanjado tus inseguridades.

Es difícil comprometerse con alguien cuando tienes asuntos pendientes en la vida. Por eso, Dios quiere que primero venzas tus inseguridades para que puedas amar a tu pareja de todo corazón. Estas inseguridades con las que el Señor puede haber estado lidiando contigo incluyen tu autoestima, el respeto propio y el amor propio.

10. Ya no basas el amor en los sentimientos.

Otra señal de que te has preparado para una relación a largo plazo es el cambio en tu percepción del amor. Si antes te dejaba llevar fácilmente por un torbellino de romance, ahora deberías haberte vuelto más sabio. Debes entender que el amor es una decisión que se toma todos los días, no un hechizo mágico que hace que todo sea perfecto. Si ya sabes eso, significa que Dios ha estado cambiando tu corazón últimamente.

11. Ya no apuras las cosas.

Además, si Dios te ha estado enseñando paciencia recientemente, es otra señal de que te está preparando para la correcta. Una buena relación se establece mejor a través del tiempo y la amistad. Debes estar dispuesto a tomarte las cosas con calma para conocer mejor a una persona. No precipitarse en una relación le ayudará a evitar sorpresas no deseadas en el futuro, especialmente cuando se trata de diferencias que suelen romper una pareja.

12. Sabes cómo cuidarte mejor.

Parte de los deberes en una relación es cuidarse unos a otros. Sin embargo, no puedes cuidar bien a otra persona si no sabes cómo cuidarte a ti mismo. Es por eso que Dios quiere que lo aprendas primero. Él desea que sepas cómo cuidarte física, emocional, mental y espiritualmente.

13. Ha aprendido a liderar y cuidar a las personas.

Dado que es más probable que una relación romántica lo lleve a tener su propia familia, es mejor aprender a liderar y cuidar a los demás de antemano. Si Dios le ha permitido liderar a otros recientemente, como ser mentor, enseñar o supervisar un equipo, tal vez signifique que Él lo está capacitando para ese propósito. Su experiencia en liderazgo será útil a medida que sus hijos crezcan.

14. Has aprendido a ser más paciente con los demás.

Dios no solo quiere que seas paciente con el proceso de entablar una relación. También quiere que seas paciente con los demás. Si Dios te ha estado entrenando con paciencia últimamente, agradece porque Él quiere que estés listo para toda una vida de aguantar a una persona que podría ser muy diferente a ti. Deshazte de la fantasía de que el Sr. Correcto o la Srta. Correcta son divinamente perfectos.

15. Ha estado entrenando sobre las responsabilidades del hogar.

Si últimamente te has ganado tu independencia, por lo que te ves obligado a limpiar tu casa, cocinar y pagar las cuentas, podría ser otra buena señal. Probablemente Dios te esté entrenando para que seas más responsable cuando se trata de administrar una casa. Significa que el matrimonio podría llegar a ti antes de lo que esperas.

Foto por Peggy_Marco

16. Te has vuelto desinteresado.

¿Crees que te has vuelto menos egocéntrico en los últimos meses o años? Si este cambio es evidente en ti, puede ser porque Dios quiere que estés listo para recibir a tu otra mitad. Una relación puede durar si no hay egoísmo entre la pareja.

¡Emociónate!

Si últimamente ha notado estos signos mencionados anteriormente, anímese. Su larga espera probablemente terminará pronto. Dios te está ayudando a ser lo mejor para la persona que Él ha preparado para ti.

Siendo consciente de esta posibilidad, sé intencional en la búsqueda de una mejor versión de ti mismo. Si ha estado orando por la persona adecuada, decida ser la persona adecuada para él/ella también. Esté dispuesto a cambiar sus rasgos negativos y aprender cosas prácticas que pueden ser útiles para usted y su pareja, especialmente en la preparación de su futura familia. Pídele a Dios que te ayude a lograr esto también.

Traducción china: 16个迹象表明上帝正在为你的关系做准备

Cursos en línea recomendados para usted:

Libros recomendados para ti:

* Como Asociado de Amazon, gano con las compras que califican.

LEA TAMBIÉN:

15 señales de que Dios contestará tus oraciones según la Biblia

18 señales de que Él es el enviado de Dios para ti

Cómo poner a Dios en el centro de tu relación: 17 maneras

Joan es una bloguera independiente a la que le encanta escribir sobre desarrollo personal. También le encanta aprender y enseñar idiomas. Graduada en Artes de la Comunicación, ahora cursa una maestría en Enseñanza de Idiomas. Le gusta la fotografía móvil, escribir poemas y leer por placer.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *