26 mayo, 2022

10 señales claras de que Dios no quiere que renuncies a alguien

Foto por pasja1000

De hecho, no es fácil saber si Dios quiere que mantengas una relación o simplemente la dejes. En primer lugar, su juicio podría verse empañado por sus emociones. Por lo tanto, no puedes estar seguro si es Dios quien te dice qué hacer o es simplemente tu corazón.

Entonces, ¿cuáles son los indicios de que Dios no quiere que renuncies a tu pareja? ¿Cómo puedes decir que Él quiere que permanezcas en una relación y luches por ella?

Puede consultar los siguientes signos para ayudarlo a decidir:

1. No tienes paz con la decisión de rendirte.

La paz es una de las señales de que estás haciendo lo correcto. Si tiene una relación cercana con Dios, es más probable que el Espíritu Santo lo convenza cada vez que esté a punto de hacer algo en contra de la voluntad de Dios. Entonces, si no estás en paz con tu decisión de renunciar a tu pareja, tal vez Él te esté diciendo que lo reconsideres.

Por supuesto, podría haber otras razones por las que no estás en paz. Podría ser porque todavía amas a la persona y aún no estás listo para dejarla ir. Por eso, pide a Dios una dirección más clara de su voluntad.

Por favor ayuda a nuestro canal de YouTube si te gusta nuestro video. ¡Crezcamos juntos!

2. La persona pide perdón.

Dios mismo está dispuesto a perdonarnos cada vez que pecamos contra Él. Él nos trata con Su gracia. Es decir, Él continúa aceptándonos a pesar de fallarle muchas veces. Ahora bien, si Dios no se da por vencido con nosotros sin importar cuántas veces hayamos pecado contra Él, ¿cómo podemos darnos por vencidos con las personas que amamos tan fácilmente?

Si la persona que te lastimó te pidió perdón, es una señal de que Dios no quiere que abandones la relación todavía. Si el individuo confiesa sinceramente y se disculpa por sus errores, significa que está genuinamente arrepentido. ¿Por qué no darles una segunda oportunidad como la que Dios te da cada vez que te vuelves a Él?

3. Ves a tu pareja tratando de cambiar.

Cada persona tiene sus rasgos negativos. Nadie es perfecto, así que espera que tu pareja también tenga defectos. Sin embargo, ver su lado malo no debería ser suficiente para dejar la relación rápidamente. Lo que importa es el esfuerzo de la persona por ser un mejor socio.

Si puede observar que su pareja está haciendo todo lo posible para cambiar su actitud y hábitos, su paciencia vale la pena. Es una señal que te dice que todavía hay esperanza de que tu relación mejore. Entonces, no te rindas todavía.

4. Todavía se aman.

¿Tú y tu pareja aún se aman? Si es así, entonces todavía vale la pena luchar por la relación. ¿Por qué rendirse tan fácilmente cuando ambos aún esperan que la relación dure? Si es por problemas, recuerda que ninguna relación está exenta de ellos.

Si ha confirmado que el amor sigue presente entre ustedes, podría ser una señal de Dios para aguantar. ¿Por qué no orar y pedirle sabiduría sobre cómo salvar la relación? Si Él está para tu historia de amor, Él te ayudará a conservarla. Solo entrégaselo a Él.

Foto por DaniGuitarra

5. La persona muestra una determinación implacable para tener éxito.

¿Qué te hace pensar en dejar a la persona atrás? ¿Es porque todavía no tienen un trabajo bien pagado? ¿O no tienen éxito en todos los sentidos? Si te vas porque piensas que no tienes un futuro seguro con esa persona, entonces significa que no amas de verdad.

Dios quiere que ames a una persona incondicionalmente. Sin embargo, también entiende su necesidad de seguridad. Si puede ver que su pareja continúa perseverando a pesar de los fracasos anteriores, es una señal de esperanza. A medida que continúe apoyando a su pareja a través de oraciones, aliento y cualquier tipo de ayuda, confíe en que la persona tendrá éxito algún día.

6. El individuo está deprimido y necesita ayuda.

¿Quieres dejar a tu pareja porque actualmente está hecha un lío? Si realmente amas a la persona, eso sería lo último en lo que pensarías. En cambio, la situación de la persona debería hacer que te quedes porque sabes que la persona necesita ayuda.

Si tu pareja está luchando contra la depresión, considéralo una señal de Dios de que Él quiere que lo ayudes a superarla. De eso se trata el amor: permanecer y ayudar a una persona cuando está deprimida. Si no puedes amar a tu pareja en su peor momento, ¿qué te haría merecedor de lo mejor?

7. Pudieron sobrevivir juntos a muchos desafíos.

¿Ha sobrevivido su relación a innumerables peleas y otras pruebas a lo largo de los años? ¿Alguna vez pensaron que se separarían varias veces pero hasta ahora siguen juntos? Si parecen inseparables a pesar de la cantidad y la intensidad de los desafíos que enfrentaron como pareja antes, ¿por qué rendirse ahora?

Tus victorias en relaciones pasadas significan que Dios no quiere que renuncies a tu pareja ahora. Por el contrario, parece que los desafíos por los que atraviesa están destinados a ayudar a fortalecer su relación. Además, solo intensifican su amor mutuo.

8. Las cosas positivas en la relación pesan más que las negativas.

Una vez más, las pruebas son normales en las relaciones. Si te concentras en los problemas, espera que tu relación termine pronto. Sin embargo, si te concentraras en las cosas buenas de tu relación, encontrarías más razones para seguir luchando.

Trate de evaluar su relación ahora. Recuerda los recuerdos felices que compartiste. Piense en cómo ha ayudado a cada uno a madurar más. ¿Estás listo para renunciar a ellos?

9. Todavía estás en proceso de curación.

Si tu pareja te ha lastimado recientemente, es normal que los pensamientos de rendirse crucen por tu mente con frecuencia. Humano como eres, simplemente quieres que el dolor desaparezca. Sin embargo, no es el mejor momento para tomar una decisión.

Si ha decidido perdonar a su pareja, debe estar dispuesto a pasar por el proceso de curación. No decidas impulsivamente renunciar a tu relación por el dolor o la ira que aún sientes. En su lugar, ore acerca de su situación y sopese las cosas antes de finalizar su decisión.

Foto por lubovlisitsa

10. Ambos todavía quieren luchar por la relación.

Otra señal de que aún no debes renunciar a tu pareja es la voluntad de continuar. Esto está relacionado con el n. 7. Si usted y su pareja han hablado sobre el deseo de continuar la relación, espere. Aún no has terminado con tu amor. Mientras exista la posibilidad de mantenerlo, ¿por qué dejarlo ir?

Para ayudarlos a continuar juntos, oren por su relación con regularidad. Luego, entrega tu historia de amor a Dios y pídele que te ayude a arreglar las cosas y resolver cualquier problema. Pídele sabiduría para ser mejores socios.

orar por sabiduría

Por supuesto, estas señales no deberían ser suficientes para convencerte de permanecer en una relación. Tienes que orar por ello fervientemente. Dios ciertamente enviará otras formas para hacerle saber Su voluntad sobre su situación.

Cursos en línea recomendados para usted:

Libros recomendados para ti:

* Como Asociado de Amazon, gano con las compras que califican.

LEA TAMBIÉN:

10 hermosas señales de que Dios aprueba tu relación

15 señales seguras de que Dios te quiere con alguien

Joan es una bloguera independiente a la que le encanta escribir sobre desarrollo personal. También le encanta aprender y enseñar idiomas. Graduada en Artes de la Comunicación, ahora cursa una maestría en Enseñanza de Idiomas. Le gusta la fotografía móvil, escribir poemas y leer por placer.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.